TEL脡FONO 941 240830

| 聽S脥GUENOS EN

La violencia en la televisi贸n

Hoy en d铆a estamos rodeados de pantallas y nuestros hijos tambi茅n. Los ni帽os pasan un promedio de 3 a 4 horas diarias delante de ellas, de las cuales gran parte es frente a la televisi贸n y no siempre acompa帽ados de un adulto.

El n煤mero de horas y los programas que visualizan los ni帽os pueden tener una gran influencia en el desarrollo del sistema de valores, en la formaci贸n del car谩cter y en su conducta.

Las mayor铆a de los programas de ficci贸n que emiten en TV contienen violencia. Para hacernos una idea, un adolescente, antes de acabar este periodo evolutivo, habr谩 contemplado m谩s de 13.000 muertes.

Las variables implicadas en el impacto negativo de la violencia televisiva son los siguientes:

  • El contexto donde ocurre esa violencia: Si los contextos violentos que se nos ofrecen son similares a nuestro medio vital habitual, se podr铆a dar un aumento de las actuaciones violentas por identificaci贸n con las La mayor parte de la violencia en televisi贸n ocurre en contextos interpersonales muy similares a nuestras propias vivencias.
  • La justificaci贸n de la violencia: La violencia gratuita tiende a aumentar el comportamiento violento, en la muchas de las situaciones de conflicto que aparecen en la peque帽a pantalla no se presenta como el 煤ltimo recurso sino m谩s bien como el 煤nico.
  • El contenido de la justificaci贸n: Qu茅 se nos puede decir con esa violencia. Los h茅roes violentos suelen erigirse en portadores de la verdad y la justicia, y dictaminan la bondad de los hechos por encima de los criterios 茅ticamente aceptados por la sociedad.
  • La persona que percibe la violencia: Evidentemente la receptividad de la persona que est谩 expuesta a las acciones violentas en la televisi贸n depende de muchos factores, los principales podr铆an ser las siguientes:
    • Grado de frustraci贸n con el que se encuentre el televidente (situaci贸n puntual que acent煤a la contemplaci贸n de la violencia).
    • Agresividad del perceptor (los m谩s agresivos tienden a actuar de forma m谩s violenta cuando ven este tipo de acciones).
    • En el caso de los ni帽os hay que a帽adir la fragilidad de sus criterios 茅ticos, que les hace aceptar las expresiones violentas sin discernir su idoneidad.

Por otra parte, la asunci贸n de la violencia por parte de los m谩s peque帽os se puede explicar a trav茅s de distintos mecanismos psicol贸gicos. Los m谩s destacados podr铆an ser los siguientes:

  • Identificaci贸n con los personajes de los programas televisivos.
  • Imitaci贸n de un modelo socialmente aceptable, el h茅roe, por parte del menor.
  • Agudizaci贸n: La violencia incrementar谩 el comportamiento violento de sujetos propensos a la En muchas ocasiones, act煤a como est铆mulo desencadenante en aquellos ni帽os especialmente inquietos.
  • Ansiedad: El temor ante el entorno que se nos presenta como violento, conduce a respuestas defensivas basadas en la violencia.
  • Asociaci贸n (relacionado con el Condicionamiento Cl谩sico): Se trata de asociar que ante situaciones de conflicto la 煤nica respuesta posible es la respuesta violenta. La repetici贸n de este mecanismo va a generar el siguiente proceso en la persona:
    • Activaci贸n del individuo: La repetici贸n de respuestas violentas va a disminuir el umbral de sensibilidad del ni帽o ante la misma y le va a facilitar emitir respuestas similares.
    • Desensibilizaci贸n (Ley de la Habituaci贸n ante la repulsa de la violencia): La sucesiva exposici贸n ante situaciones violentas produce que el ni帽o cada vez sienta menos malestar ante las mismas. Esto podr铆a explicar el silencio en los procesos de victimizaci贸n entre iguales. Es posible que un ni帽o que est谩 acostumbrado a aceptar las respuestas violentas como 鈥渘ormales鈥, no le va a suponer malestar ver c贸mo se llevan a cabo dichas conductas con personas de su entorno (iguales y adultos).

Ante esto, los padres pueden ser un factor protector, 驴c贸mo? protegiendo a los ni帽os del exceso de violencia en la televisi贸n con las siguientes acciones:

  • Prestando mayor atenci贸n a los programas que ven los ni帽os.
  • Estableciendo l铆mites en el tiempo que pasan viendo televisi贸n.
  • Evitando que vean aquellos programas conocidos como violentos. Explicar al ni帽o aquello que consideran malo del programa.
  • Cambiar el canal o apagar el televisor cuando aparecen escenas ofensivas.
  • Se帽alar al ni帽o que aunque el actor no se hizo da帽o, hiri贸, o muri贸 durante el programa, la violencia puede producir dolor o muerte si sucede en la vida real.
  • Desaprobando los episodios violentos que suceden frente a los ni帽os, enfatizando el hecho de que esa no es la mejor forma de resolver un problema.

La televisi贸n bien empleada puede tener muchos efectos beneficiosos como la capacidad para ense帽ar y adquirir conocimientos, cultura, ampliar el lenguaje, reforzar h谩bitos y potenciar valores, etc.

Para que la televisi贸n adquiera este sentido, es imprescindible la implicaci贸n de los padres, eligiendo los programas adecuados a la edad, sencillos, cortos, atractivos y entretenidos.